· Hablamos inglés y alemán ·

¿Qué es el trato amigable con el gato?

El manejo o trato amigable con los gatos en la clínica es fundamental para conseguir que la experiencia de acudir a la clínica veterinaria sea lo más positiva posible tanto para vuestro gato como para vosotros, sus cuidadores.

Por este motivo es uno de los pilares fundamentales de la filosofía de Amigato Clínica Felina hasta el punto de que dicho concepto está incluso integrado en nuestro nombre que surge de unir dos palabras Amigable y Gato.

Esto nos llevo allá por 2014 a ser la 1ª Clínica veterinaria de toda la Región de Murcia en lograr el Certificado de Clínica Amable con los Gatos concedido por la Sociedad Internacional de Medicina Felina, teniendo actualmente la máxima categoría (Nivel Oro) en dicha acreditación, de lo cual estamos muy orgullosos.

amigato
Amigato Clínica Felina, Primera clínica veterinaria de Murcia con Certificado de Clínica Amable con los Gatos

¿EN QUÉ CONSISTE EL TRATO AMIGABLE DEL GATO?

Siendo conscientes de la naturaleza única de los gatos y sobretodo de sus necesidades, sabemos que llevar a un gato a la clínica veterinaria puede ser muy estresante tanto para el gato como para su cuidador.

El trato amigable del gato es con conjunto de medidas precisamente para lograr que las visitas a la clínica de nuestro gato sean lo más positivas posibles para el mismo, evitando así situaciones desagradables y estresantes para el mismo (leer artículo)..

Todas estas medidas son necesarias antes incluso de acudir a la clínica veterinaria con nuestro gato y no involucran solo al veterinario sino también a su cuidador. Sin embargo es labor sobretodo del profesional veterinario el formar y educar al cuidador del gato acerca de las necesidades y particularidades del mismo para de este modo fomentar su bienestar y lograr que ambos puedan compartir sus vidas de una forma sana y saludable para ambos.

trato amigable2 1
El gato es un animal muy sensible al estrés y muy diferente del perro en todos los sentidos.

¿POR QUÉ ES TAN IMPORTANTE EL TRATO AMIGABLE CON EL GATO?

El gato es un animal muy particular, sumamente sensible al estrés y desde luego muy diferente del perro en todos los sentidos (leer artículo).

Por este motivo no debemos de tratarlo como si fuese un perro pequeño, es imprescindible entender primero y respetar después su idiosincrasia y llevar a cabo una serie de medidas para adaptar la clínica veterinaria, las instalaciones, los equipamientos y los procedimientos a la especie felina.

Si no se llevan a cabo todos estos cambios y adaptaciones lo que sucede normalmente es que en general la experiencia de ir a la clínica con el gato será más estresante tanto para el mismo como para su cuidador y eso obviamente redundará en menos visitas de las necesarias del gato al veterinario. ¿A nadie le gusta pasarlo mal, ¿no?

Nosotros lo vemos a menudo, gatos y cuidadores que acuden a nuestra clínica por primera vez y que nos cuentan angustiados malas experiencias en el pasado a la hora de acudir con su gato al veterinario, gatos que lo han pasado mal, que se han estresado tremendamente, gatos que incluso se han mostrado agresivos o han agredido, etc…

El problema es que realmente como consecuencia de esas malas experiencias y de forma muchas veces totalmente inconsciente se han ido posponiendo sus visitas (chequeos, revacunaciones y desparasitaciones, consultas…) con el consiguiente perjuicio para la salud del gato.    

¿QUÉ MEDIDAS LLEVAMOS A CABO EN AMIGATO PARA CONSEGUIRLO?

En realidad es muy complicado explicar en unas breves líneas todas las medidas que llevamos a cabo para reducir el estrés de nuestros pacientes felinos a la hora de visitarnos y hacer que la experiencia sea lo más positiva posible tanto para el gato como su cuidador.

En Amigato somos unos enamorados de los gatos y lograr que la experiencia de acudir a nuestra clínica sea lo más positiva posible en todos los sentidos es casi una filosofía de vida para nosotros. Quizás la prueba fehaciente de ello es que decidimos dejar de atender perros y nos hemos convertido en Clínica 100% Felina, siendo la primera clínica exclusiva felina de todo el Levante.

amigato3
Algunos ejemplos de todas estas medidas que llevamos a cabo: –Asesoramos al cuidador sobre cómo llevar a cabo el viaje a la clínica, explicándole desde que tipo de transportín elegir (ver video), como introducir al gato en el mismo sin estrés (ver video), como llevarlo hasta la clínica (ver video), etc… –Instalaciones exclusivas para gatos lejos del estrés asociado a perros (ladridos, olores, etc…). Sala de espera exclusiva para gatos con sitios en alto donde dejar el transportin al igual que en el mostrador. Consultas exclusivas para gatos adaptadas a ellos. Quirófano y Hospitalización específicas para gatos y adaptados a sus particularidades. –Equipamiento especifico para gatos para poder mantener su temperatura, medirles la presión, hacer ecografías de calidad, llevar a cabo procedimientos dentales sin dolor, etc… -Llevamos a cabo protocolos tanto anestésicos, quirúrgicos como de diagnostico y tratamiento, especialmente diseñados para los gatos, no adaptando de alguna manera los de perros. -Y lo más importante de todo que sería precisamente ese trato del gato amigable y empático. Nos tomamos el tiempo necesario para tratar con cada gato, la clave es la paciencia. En muchas ocasiones logramos hacer procedimientos sencillos (como explorarlo, tomar una muestra de sangre y orina, medirle la presión, etc…) sin necesidad de sedación o anestesia. Sin embargo tenemos claro que aquellos casos concretos donde el procedimiento a realizar es sensiblemente estresante para el gato el cuestión, es menos mejor para el mismo llevarlos a cabo bajo sedación (leer artículo). Llevamos a cabo protocolos de sedación muy seguros que nos permiten que la experiencia del gato en la clínica sea lo menos negativa posible y el gato no le guarde rencor a su cuidador.
scruffing
El Scruffing (coger al gato de la piel del cuello) es una técnica violenta, irrespetuosa y no amigable con el gato

¿QUE PROCEDIMIENTOS NO SE CONSIDERAN UN TRATO AMABLE?

-En Amigato no usamos el “scruffing”  que consiste en sujetar al gato por el pliegue de la nuca como lo haría una madre con sus gatitos, al ser una técnica agresiva, violenta e irrespetuosa. Cada vez hay más evidencia de que aunque el animal se queda inmóvil realmente no está relajado solo inmovilizado.

-No usamos instrumentos de tortura que les llamamos. Un ejemplo para nosotros serían las denominadas como jaulas de contención para gatos donde se introduce al animal para posteriormente aprisionarlo con una parte móvil de cara a inmovilizarlo y poder pincharlo de forma más segura para el personal. Tampoco usamos guantes de cuero “antimordiscos” que seguro que habréis visto en algunos videos de internet donde se trata de manejar a gatos estresados y agresivos con ellos. En general no usamos ningún aparato o instrumental que suponga un estrés innecesario para el gato.

-Tampoco requerimos del dueño a la hora del manejo con el gato evitando así accidentes y sobretodo que el gato pueda “guardarle rencor”.

-En general evitamos todo lo que sea someter al gato, enfrentarse a él, forzarlo, etc… preferimos tratarlo con respeto y suavidad, con empatía, conociendo bien cómo se comporta cada gato y ayudándonos por ejemplo de mantas o toallas para aquellos gatos más estresables.

¿CÓMO SE GARANTIZA ESE TRATO AMABLE CON EL GATO?

El Certificado de Clínica Amable con los Gatos es la mejor forma de garantizar que en una clínica veterinaria se llevan a cabo toda una serie de protocolos y medidas orientados a reducir el estrés del gato proporcionando un trato amigable a los gatos que acuden a esa clínica.

Dicho programa de Clínica Amable con el Gato es una iniciativa a nivel mundial de la ISFM (International Society of Feline Medicine es decir la Sociedad Internacional de Medicina Felina). La ISFM es la división veterinaria de la International Cat Care, una institución benéfica que vela por el cuidado de los gatos a todos los niveles, no solo a nivel médico o veterinario.

En vista de que casi la totalidad de clínicas están más orientadas y dirigidas a la especie canina, dicho programa se diseñó hace años para ayudar a crear clínicas veterinarias que fuesen más amigables con los gatos. De esta manera  se reduce el estrés para los mismos y a su vez se hacen las visitas al veterinario más fáciles también para los cuidadores.

Hace años fuimos la primera clínica veterinaria de la Región de Murcia en obtener dicho certificado de Clínica Amable con los Gatos y actualmente en Amigato Clínica Felina disfrutamos del máximo nivel de certificación al tener el Nivel Oro en dicho certificado.

amigato2

En cualquier caso, debes de tener en cuenta de que la mejor manera de conocer lo que es el trato amigable con los gatos es verlo con tus propios ojos así que no dudes en venir a conocernos si no lo has hecho ya.

Esperamos que este artículo  os sirva para que conozcáis otra forma distinta de tratar a los gatos en su visita a la clínica veterinaria.

Te invitamos a tu gatete y a ti a que vengáis pronto a visitarnos. Podréis descubrir así de primera mano como ponemos en práctica en Amigato Clínica Felina, todos estos procedimientos pensados para minimizar el estrés y el sufrimiento de tu gato. Seguro que conseguimos que la experiencia sea lo más positiva posible para vosotros dos y así no te guarde rencor.

¿Te ha gustado?

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Compartir en Linkdin
Compartir en Pinterest