· Hablamos inglés y alemán ·

AmiConsejos: Consejos básicos al adoptar un gatito

Si estas pensando adoptar un gatito o lo acabas de adoptar, seguro que te habrás planteado en algún momento que necesito saber para poder cuidarlo como se merece. En esta entrada a nuestro blog te vamos a explicar algunos de los cuidados básicos que necesita un gatito nada más lo adoptamos y lo traemos a casa.

Una vez terminado de leer todo el artículo estamos seguros de que te sentirás preparado para ser una supermamá o un superpapá gatuno y disfrutar de él sabiendo que no le falta de nada. ¡¡Vamos allá!!

¿Cómo tengo que alimentarlo?

Antes de nada es importante saber cómo tengo que alimentar correctamente a mi gatito ya que es muy importante que la alimentación que le demos sea sana, equilibrada y adaptada a su edad, para que pueda crecer con energía y vitalidad.

Lo esencial es saber que si tiene menos de 4 semanas aproximadamente es necesario que el gatito tome leche maternizada. Si tiene más edad ya no sería imprescindible pero en cualquier caso es importante saber que en caso de tener que darle leche, ésta debe ser especial para gatitos ya que nuestra leche (normalmente de vaca) no se parece en nada a la leche de la madre (gata). No solo es un alimento de mala calidad para el gatito sino que además puede causarle diversos problemas digestivos como heces blandas o diarrea, estreñimiento, etc…

gatito comiendo

El gato, a diferencia del perro, es un carnívoro estricto que se alimenta varias veces al día tomando pequeñas cantidades de comida en cada caso. Por tanto el componente principal de su dieta ha de ser la carne: pollo, vacuno, pavo, salmón…

Cuando son pequeños, de varias semanas o meses de edad no es tan importante la cantidad de comida que le demos ya que no suele haber problemas de obesidad a esas edades. En general, a diferencia de un cachorro de perro, un gatito rara vez come grandes cantidades de comida de una sola vez como para que les pueda causar problemas. En cualquier caso siempre podemos guiarnos por las recomendaciones que nos da el fabricante del alimento, aunque sea a título orientativo.

Algo realmente fundamental a la hora de alimentar a nuestro gatito es hacerlo no solo con un alimento de calidad sino que además éste ha de ser variado en cuanto a tipo de comida, pienso seco y húmedo, y dentro de la comida húmeda, es importante ofrecerle diferentes sabores pero sobretodo texturas: mouse tipo paté, bocaditos en salsita (pouches), estofados, filetitos, tarrinas, carne triturada…  

Esto es especialmente en sus primeras semanas de vida para evitar lo que se denomina en el caso del gato como “neofobia alimentaria” es decir, el rechazo a cualquier tipo de comida (sobretodo textura) a la que el gato no está acostumbrado. Este problema como digo se puede evitar acostumbrando al gatito desde pequeño a diferentes tipos y texturas de alimento y evitaremos así que nuestro gato por ejemplo solo coma pienso seco lo cual le perjudica y predispone a diferentes problemas de salud, relacionados por ejemplo con la vejiga de la orina (cistitis…).

En el mercado existen distintos tipos de alimentación para gatos, diferentes gamas y presentaciones. Es conveniente tener unos conocimientos básicos sobre nutrición felina para poder distinguir un alimento de calidad de otro que no lo es.

En otra entrada a nuestro blog  hablaremos más en profundidad acerca de la importancia de la alimentación húmeda en nuestro gato así como de algunos conceptos importantes sobre nutrición felina para que podamos saber si un pienso es de calidad o no.

Gatos 612 scaled e1638820628240

¿Cuándo debo llevarlo al veterinario para su primera revisión?

Es conveniente llevar al gatito recién adoptado tan pronto podamos al veterinario, para una primera visita, independientemente de la edad que tenga. Si el gatito tiene pocos días o semanas de vida es aún más importante llevarlo cuanto antes ya que necesitará unos cuidados especiales que debemos de conocer pronto.

Si además observamos cualquier posible síntoma de problemas como moquitos, legañas, estornudos, heces blandas, apatía, falta de apetito, etc… debemos como es lógico contactar con la clínica a la mayor brevedad posible.

Recordad que si tenemos otro gato (o incluso un perro) en casa es conveniente siempre en cualquier caso, hacer una pequeña cuarentena con el nuevo gato, incluso aunque éste parezca sano. Una vez podamos presentarlos, debemos hacerlo además muy gradualmente para evitar problemas entre ellos y evitar así comenzar su relación con mal pie. En otra entrada a nuestro blog os daremos una serie de consejos en este sentido.

En Amigato Clinica Felina llevamos a cabo una primera visita del gatito en la cual nuestros veterinarios realizan una exploración completa del mismo para comprobar que todo está correcto. Llevan a cabo una primera desparasitación completa junto con un análisis de heces para poder conocer el estado de parasitación del gatito y poder planificar así adecuadamente su protocolo de desparasitaciones. Además se diseña el plan de vida del gatito de vuestro gatito el cual queda reflejado en su Miaubook que es una libretita así muy mona donde vamos apuntando todo lo que necesita y se le va haciendo al gatito. Por supuesto también os explicamos muy bien todo y resolvemos todas vuestras lógicas dudas de “padres primerizos”…

Si queréis saber cuáles son nuestras recomendaciones para vuestro gatito a la hora de prevenir sus enfermedades más habituales, podéis hacerlo consultando nuestro Plan de Vida para tu gato.

¿Cuáles serían entonces las necesidades básicas del gatito?

Además de la alimentación y llevar al gatito al veterinario para una primera revisión, nuestro gatito recién adoptado tiene una serie de necesidades que debemos tener en cuenta.

En primer lugar necesitará un arenero para hacer sus necesidades, no os preocupéis que suelen aprender por si solos donde deben hacer sus necesidades, ¡¡son muy limpios por naturaleza!! Esa bandeja o arenero ha de tener un tamaño suficiente para que el gato pueda escarbar y girarse con facilidad, preferiblemente sin rebordes ya que estos reducen significativamente el espacio útil del mismo. Al principio si es muy chiquitin, incluso con la tapa de una caja de zapatos nos podemos apañar y así facilitamos que pueda acceder a él con más facilidad por la escasa altura. Si adquirimos inicialmente una bandeja de arena de tamaño pequeño es importante tener en cuenta que tendremos que cambiarla por otra de mayor tamaño conforme el gato crezca.

adopciones

En cuanto a la arena lo más recomendable es que sea aglomerante (como que forma terrones) y sin perfumar ya que les puede resultar molesto a nuestros gatos. Debemos de colocar el arenero en un lugar tranquilo y lejos de su comida y agua.

Es muy recomendable darle la oportunidad de poder refugiarse o esconderse cuando lo desee, sobre todo los primeros días ya que necesitará tiempo a hacerse a su nuevo hogar. Esto es especialmente importante en el caso de gatitos tímidos, debemos dejarle su espacio sin agobiarlo, dejando que sea él quien decida interactuar con nosotros cuando le apetezca.

También necesitaremos algunos juguetes específicos de gatos: cañas de pescar, plumeros, muñecos… Esta es la parte divertida ya que podemos ir probando que tipo de juguete es el que más le gusta, teniendo en cuenta que como ocurre con los bebes, los gatitos de pocas semanas de edad aún son muy pequeños como para jugar activamente pero se irán poco a poco animando a hacerlo. Es importante desde pequeños jugar con ellos con este tipo de juguetes y evitar en todo momento que juegue a cazarnos las manos o los pies, ¡¡Eso esta prohibidísimo!!

También será necesario añadirle pronto un rascador para que pueda desarrollar su comportamiento natural de marcaje con las uñas. Este debe ser estable, preferiblemente vertical y de un material que les guste (cuerda habitualmente). Del mismo modo que ocurría con la bandeja es recomendable que si adquirimos inicialmente un rascador de tamaño pequeño es necesario cambiarlo por otro de mayor tamaño conforme crezca nuestro gato. Aunque si es muy pequeño tardará en empezar a usarlo es recomendable que poco a poco se vaya habituando a él y de este modo prevenimos problemas de comportamiento como por ejemplo que nuestro gato arañe donde a nosotros no nos agrade.

Infórmate de todos estos temas en las primeras visitas con tu gatito a la clínica veterinaria. Te recomendamos que si tienes la opción de acudir a una clínica exclusiva para gatos lo hagas ya que tu gatito se sentirá más cómodo y siempre podrán informarte de todo lo que necesita con calma y sin el estrés asociado a los perros.

foto2 2

¿Y si es un gatito huérfano de pocos días o semanas?

Es importante tener en cuenta que los gatitos han de mamar (en su defecto tomar bibe) al menos hasta las 4 semanas de edad que es cuando en condiciones normales la madre comienza a destetar a la camada, siendo necesario darles como veíamos leche maternizada especial para gatitos.

Además les tendremos que dar al principio cada 2-3 horas y usar un biberón con una tetina adecuada, adaptada a su tamaño. Conforme vaya creciendo podemos alargar los tiempos entre las tomas. Es importante sobretodo evitar usar jeringas porque no permiten que el gatito vaya chupando poco a poco y existe riesgo de complicaciones importantes.

Después de cada toma le estimularemos la barriguita y la zona genital con una gasita o un trapito humedecido en agua tibia para ayudarle a evacuar igual que como lo haría su madre con la lengua.

A partir de las 4 semanas podemos empezar a ofrecer alimento sólido, sobre todo latitas de diferentes texturas y sabores y hacer el cambio poquito a poco hasta que el gato coma por sí mismo.

En gatitos de tan corta edad es además muy importante mantenerlos calientes ya que no pueden mantener su temperatura corporal y depende de la temperatura ambiental que habitualmente es más baja de la corporal. Por este motivo se hace necesario mantenerlo en un sitio cálido e incluso en ocasiones aportarte calor mediante alguna fuente de calor que sobretodo sea segura evitando el riesgo de quemaduras.

¿Puedo bañar a mi gatito?

Recién adoptado en ocasiones el gatito puede venir algo suciete o sobretodo con parásitos. Si se lleva a cabo una desparasitación adecuada del gato y se cepilla o asea un poco por encima suele ser suficiente y no es necesario ni aconsejable bañarlo.

Por lo general no suele hacer falta bañar a los gatos ya que son animales muy limpios y pasan una gran parte del día acicalándose. Se suelen estresar bastante con los baños por lo cual debemos intentar evitar tener que recurrir a ello en la medida de lo posible.

Si es estrictamente necesario, por ejemplo viene muy muy sucio de la calle y aún es muy chico para asearse por si mismo o está enfermo y no lo hace adecuadamente, podemos tratar de limpiarlo con un paño húmedo con agua tibia o toallitas, eliminando así el exceso de suciedad. También podemos usar un champú en seco y sobretodo cepillarlos adecuadamente para eliminar así restos de suciedad y pelo.

Debemos de tener en cuenta en general que cuando un gato no se acicala, puede ser señal de que esté enfermo y debemos consultar con el veterinario.

lavar

Esperamos haber resuelto todas tus dudas acerca de los cuidados iniciales más importantes para vuestro nuevo miembro de la familia. Si tienes cualquier otra pregunta puedes ponerte en contacto con nosotros, podremos también asesorarte y ayudarte a la hora de adoptar tu gatito

¿Te ha gustado?

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Compartir en Linkdin
Compartir en Pinterest

Deja una respuesta